La mayoría vivimos en un mundo acelerado, siempre apurados y con poco tiempo para seguir una dieta saludable. Como resultado, llenamos nuestros cuerpos con alimentos que causan mucho daño y hacen que nuestros órganos se esfuercen demasiado. Puede que por el momento funcione, pero algún día regresará para atormentarnos.

Hemos hecho una lista de alimentos saludables que puedes incluir en tu dieta diaria con facilidad y que naturalmente desintoxicarán y limpiarán tu cuerpo de las toxinas a las que estamos expuestos a diario. ¿Cuántos de estos ya tienes en tu menú?

10. Betabel o remolacha

Esta raíz altamente beneficiosa contiene hierro, calcio y un tipo de antioxidante llamado betaína, que es un pigmento vegetal responsable del distintivo color rojo. La betaína mejora la estructura celular y repara y regenera las células en nuestro hígado (el principal centro de desintoxicación del cuerpo). El hígado defiende tu cuerpo de todas las toxinas a las que estás expuesto, así que si añades una verdura desintoxicante natural te ayudará mucho.

Consejo: Cocínalas al vapor o hiérvelas con la cáscara para conservar todos los nutrientes esenciales. También son deliciosas horneadas y asadas. El uso de la remolacha cruda para un batido saludable es cada vez más popular en todo el mundo. También puedes rallarlas crudas para una ensalada.

9. Cebolla y ajo

Ambos contienen flavonoides que ayudan en la producción de glutatión, uno de los antioxidantes más fuertes del hígado. Estimulan el hígado para producir enzimas de desintoxicación que filtran los residuos tóxicos del sistema digestivo. Además, quitan parte de la carga de este órgano trabajador y tienen poderosas propiedades antibacteriales, antiparasitarias e inmunológicas.

Consejo: Cualquier dieta de desintoxicación debe incluir estos dos ingredientes. El ajo crudo o frito puede ser un buen ingrediente en una ensalada. Una pasta de ajo rostizado casero con una galleta saludable es un perfecto bocadillo desintoxicante para los días ocupados.

8. Verduras

Las verduras con hojas verdes oscuras proporcionan al tracto digestivo un efecto desintoxicante de clorofila. Este pigmento vegetal es responsable del consumo de luz en el proceso de la fotosíntesis, que crea energía. Pero además de esto, tiene la capacidad de vincularse con toxinas y otros radicales libres para convertirlos en materiales neutros. También limpia los metales pesados que se acumulan en nuestro cuerpo.

La clorofila también tiene propiedades antiinflamatorias y alcalinizan el cuerpo para ayudar a eliminar la acidez de los fluidos corporales.

Consejo: Los alimentos de hoy en día son altos en acidez, así que asegúrate de que tu cocina esté llena de espinacas, col rizada, pasto de trigo y otros vegetales orgánicos de hojas oscuras. Añade el pasto de trigo a tus batidos o jugos. Prepara una deliciosa sopa de espinacas o tuesta col rizada con aceite de oliva y condimentos para hacer chips.

7. Agua con limón

Los cítricos son excelentes para el sistema digestivo porque están llenos de vitamina C y son ricos en antioxidantes. Este eficaz compuesto activa las enzimas hepáticas para ayudar a convertir las toxinas en una forma soluble en agua y proporciona una estimulación a los intestinos estancados. Esto significa que todas las impurezas se pueden eliminar fácilmente de tu cuerpo.

Consejo: Empieza la mañana con un vaso de agua tibia mezclado con el jugo de un limón o lima, una pizca de sal marina y un poco de miel o jarabe de maple. Toma esta bebida con el estómago vacío para que aumentes tu nivel de energía durante el día y tengas mejores digestiones intestinales y una piel mejor.

6. Semillas y nueces

Si no puedes dejar de comer snacks, asegúrate de que sean saludables. Ten siempre a mano una bolsa de nueces y semillas como almendras, linaza o semillas de girasol.

  • Una ingesta regular de almendras te ayudará a eliminar todos los depósitos grasos que se acumulan alrededor del hígado.
  • Las nueces de nogal contienen altos niveles de arginina ácida, que ayuda al hígado a desintoxicarse del amoniaco. También son excelentes para ayudar al cerebro a funcionar mejor.
  • Las semillas de linaza elevan el estado de ánimo. Cuando se muelen, proporcionan fibra para ayudar a eliminar las toxinas del tracto intestinal. Además, la fibra de linaza suprime el apetito y ayuda con la pérdida de peso.
  • Las semillas de girasol proporcionan magnesio, un mineral que mantiene los niveles de presión arterial normales, ayuda a mantener un latido cardiaco estable y estimula la lipólisis (el proceso a través del cual el cuerpo libera grasa de sus reservas).

5. Yogurt

El yogurt está lleno de probióticos, y proporcionan bacterias saludables para fortalecer la flora natural del tracto, ayudando a la digestión y aumentando las defensas inmunitarias del cuerpo. En resumen, el yogurt aporta buenas bacterias a tu intestino para iniciar la digestión y te ayuda a eliminar las toxinas.

Consejo: Evita los yogures “sin grasa” o “bajos en grasa” ya que contienen mucha azúcar. Elige yogurts con cultivos vivos o activos.

4. Té de diente de león o verde

El diente de león ayuda al hígado filtrar toxinas y desechos de la circulación sanguínea. El té verde es mucho más rico en antioxidantes en comparación con el té negros u oolong, a pesar de que todos provienen de la misma planta. La cafeína contenida en el té verde le proporciona a esta bebida energizante un efecto diurético, que ayuda a aliviar la hinchazón al contrarrestar la retención de agua.

Consejo: Consigue dientes de león en tu jardín o en tu próxima excursión. Prepara un té simple y desintoxicante que te mantendrá cálida y saludable en los días fríos.

3. Jengibre

El jengibre es un ingrediente común que disminuye la hinchazón, mantiene el colon funcionando correctamente y lo libera de los desechos y las toxinas malas. Es bueno para el gas y las náuseas asociadas con la eliminación de parásitos. El jengibre ayuda y mejora la producción de ácido estomacal, que a su vez mata a parásitos y protege nuestro cuerpo de infecciones. También hace que los jugos gástricos fluyan, lo que ayuda a que tu sistema digestivo sea más eficiente. Esta raíz mágica estimula el metabolismo y favorece las funciones hepáticas durante todo el día.

Consejo: Hay muchas maneras de usar el jengibre. Prueba el té de jengibre con miel y limón, o agrégalo a los smoothies, ensaladas, sopas, ¡o cualquier otra cosa que cocines u hornees!

2. Zanahorias

Las zanahorias son ricas en glutatión y son una de las verduras desintoxicantes más poderosas. También están repletas de betacaroteno y vitamina A. Las zanahorias tienen grandes beneficios cardiovasculares y ayudan a mejorar las funciones inmunológicas generales.

Consejo: Una manera de desintoxicar su cuerpo es no consumir ningún alimento procesado durante uno o dos días. Consumir zanahorias y otras verduras crudas y tomar jugo de verduras crudas varias veces al día ayudará a eliminar muchas toxinas. Agrega té verde o té de diente de león, y tendrás un buen día.

1. Pepinos

Los pepinos rara vez reciben la atención que merecen, aunque están llenos de beneficios. Uno de estos beneficios es la desintoxicación del cuerpo, ya que ayudan al tracto digestivo y limpian el hígado. Nos ayudan a mantenernos hidratados y son un alimento diurético natural, lo que significa que ayudan al cuerpo a producir más orina para eliminar toxinas y desechos de la sangre y los intestinos.

Consejo: Los pepinos también reducen la hinchazón y la retención de agua molesta, lo que es una gran razón para comer unos cuantos después de una noche de comida salada o alcohol.

Extra: Un jugo de limpieza para el colon casero para eliminar toxinas y parásitos.

Añade una cucharadita de sal marina en un vaso de agua tibia y mézclalo con jugo de manzana, jengibre y jugo de limón. Haz un lote y guárdalo en el refrigerador. Cuando tengas sed, toma un vaso o pruébalo a la hora de la comida.

¿Con qué frecuencia desintoxicas y limpia tu cuerpo? ¿Cómo lo haces? Comparte tus respuestas en los comentarios.

Fuente de la foto principal Depositphotos.

Share
Categorías: Vida

Video Destacados

Ad will display in 10 seconds