Esta mujer adopta a un niño y después de 28 años sucede lo impensable

In Uncategorized


Ingeborg McIntosh tuvo que luchar mucho para llevarse a su hijo, Jordan, a la casa. Jordan era un recién nacido que fue dejado en un hogar de acogida. Los siguientes cuatro años Ingeborg luchó para adoptarlo, pero la madre biológica prepería que Jordan fuera adoptado por padres afro americanos.

Pero desde que Ingeborg y Jordan se conocieron se hizo obvio que tenían un vínculo especial. Cuando nadie demostró ningún interés en el niño, Ingeborg finalmente pudo adoptarlo. “Le pusieron en mis brazos y fue amor a primera vista”, cuenta Ingeborg. Pero 20 años después la vida dio un giro dramático…

La familia McIntosh cuidó a unos 125 niños temporalmente a lo largo de los años, pero nadie robó tanto su corazón como Jordan.

Jordan se crió en la casa de Ingeborg, pero su madre biológica no quería que la familia le adoptara. Prefería que tuviera unos padres adoptivos negros.

Pero fue imposible encontrar un hogar para Jordan, así que cuando el niño tenía 4 años fue adoptado por Ingeborg.

“Él era parte de la familia sin importar qué”.

Dos décadas después, Ingeborg recibió una noticia difícil: los médicos le informaron que tenía una enfermedad poliquística en el riñón y necesitaba un tranplante. Jordan decidió que no podía quedarse y mirar cómo su madre sufría. Decidió actuar sin que su madre conociera sus planes.

Concertó una cita para ver si era apto para el trasplante y el resultado fue positivo.

“Siento como si estuviera destinado en mi vida”, dijo Jordan.

“Con suerte puedo hacer más por ella a medida que se hace mayor, pero por el momento es lo mínimo que puedo hacer”.

Ingeborg insistió en que no lo hiciera, pero Jordan ya lo tenía decidido.

Cuando Jordan habla de su madre, su amor y devoción son claras: no puede hablar de su bondad sin casi ponerse a llorar.

“Todo lo que ella ha hecho por mi desde que era un niño, sólo quería devolvérselo y demostrarle lo mucho que la aprecio”.

A pesar de la lucha y los tiempos duros, esta historia termina felizmente, mucho gracias al fuerte vínculo entre madre e hijo.

Te invitamos a compartir esta historia con tus amigos si estás de acuerdo con que Ingeborg ha hecho un magnífico trabajo criando a un hombre del que puede estar muy orgullosa. 





Caldo Video



 

¡También puede leer!

¿Eres nuevo en compostaje? Aquí hay 6 artículos comunes que se pueden compostar

Durante mucho tiempo, creí que el compostaje era uno de esos mitos de la jardinería, la mayoría de los

Read More...

Compra un marco viejo por 10 dólares y lo transforma en algo impresionante para su casa

Los marcos de fotos se pueden utilizar y transformar en mucho más que el uso para el que fueron

Read More...

13 maneras ingeniosas de reutilizar los discos de vinilo en casa

Los discos de vinilo no son sólo para escuchar música. Hay muchas maneras de volver a usarlos. Aquí están

Read More...

30 fotos que son tan perfectas que es difícil quitarles los ojos de encima

Probablemente has oído la expresión “el paraíso de un perfeccionista”. Se usa mayormente para describir una foto de algo

Read More...

Utiliza recipientes de plástico de forma excepcional. He aquí 8 ideas fantásticas

Los recipientes de plástico son bien conocidos por su comodidad de almacenamiento y mudanza. También pueden ser útiles en

Read More...

100 impresionantes fotos de hermosas formaciones de hielo y nieve que parecen arte

El hielo puede ser dañino o mortal, pero también puede crear sin querer algunas de las vistas invernales más

Read More...

Mobile Sliding Menu