Con el tiempo, nuestros moldes para panecillos, bandejas de galletas y moldes para hornear se desgastarán. Ellos acumularán manchas y se verán destinados a la basura. En lugar de reemplazar estas herramientas de confianza, aprende a limpiarlas a fondo. ¡Se verán nuevas en muy poco tiempo!

Cristalería manchada

Herramientas que necesitarás:

  • Jabón líquido para platos
  • Bicarbonato de sodio
  • Agua
  • Papel de aluminio
  • Cepillo de dientes viejo

La cristalería puede ser una de las superficies más difíciles de limpiar. Las manchas a menudo son muy difíciles de eliminar. Afortunadamente, este consejo debe romper la mugre y hacer que sea mucho más fácil de limpiar.

Sumerge un cepillo de dientes en jabón líquido y luego en bicarbonato de sodio. Usando movimientos circulares, usa la pasta para cubrir todas las manchas en la vajilla de vidrio. Para recipientes grandes, puedes usar un paño para aplicar la pasta.

Deja que repose durante 20-30 minutos. Luego, arruga el papel de aluminio y úsalo para frotar las manchas suavizadas. Debería verse limpio y claro después.

Láminas para galletas de acero inoxidable

Materiales que necesitará:

  • Peróxido de hidrógeno
  • Bicarbonato de sodio
  • Esponja áspera

Las láminas para galletas son la opción ideal para la mayoría de las recetas de repostería. Por lo tanto, estas bandejas pueden ensuciarse muy rápido.

Para limpiarlas, espolvorea una capa de bicarbonato de sodio sobre la sartén. Luego, agrega otra capa de peróxido de hidrógeno en la parte superior. Finalmente, agrega otra capa de bicarbonato de sodio encima de todo.

Deja que la sartén se asiente durante 1 a 2 horas, luego frota con una esponja o almohadilla gruesa. Las manchas saldrán con facilidad.

Fuente: thrfun.com.

O prueba este método

Aquí hay otro método para limpiar utensilios para hornear de acero inoxidable. Este es un método más simple que el mencionado anteriormente.

Herramientas que necesitarás:

  • Toallas de papel
  • Agua
  • Bicarbonato de sodio
  • Papel de aluminio

Espolvorea bicarbonato de sodio y esparce el polvo con una toalla húmeda sobre la bandeja para hornear. Usa un trozo de papel de aluminio desmenuzado para eliminar las manchas más duras. Luego, lávalos a fondo con agua tibia y jabón. Asegúrate de dejar que se sequen al aire. ¡Terminaste!

Bandejas de aluminio

Qué necesitarás:

  • Agua
  • Vinagre blanco destilado
  • Una olla
  • Almohadilla para restregar / esponja

Fuente: blogspot.com.

Los utensilios de cocina de aluminio se pueden rejuvenecer y restaurar con la técnica adecuada.

Para comenzar, llena una olla con agua y vinagre blanco a partes iguales. Luego, lleva esta mezcla a ebullición.

Una vez que hierva, retira la olla del fuego y deja que se enfríe a temperatura ambiente. Luego, sumerge una almohadilla de fregar áspera o una esponja en la olla y comienza a fregar. Las manchas comenzarán a desprenderse. Cuando se hayan ido toda, enjuaga la sartén con agua tibia y jabón.

Deja que se seque al aire y disfruta de tu “nuevo” utensilio de cocina de aluminio.

Por favor COMPARTE esto con tus amigos y familiares.

Share
Categorías: Vida

Video Destacados

Ads will display in 00:10 seconds