En la actualidad existen muchos tipos de restaurantes que buscan un estilo diferente y llamativo, existen en peñascos, submarinos y hasta aéreos. Uno de estos restaurantes sufrió hace poco un incidente que lo puso, literalmente, a navegar.

En época de deshielos se generan desprendimientos de grandes bloques de hielo en caudalosos ríos de Rusia.

Uno de estos grandes desprendimientos, con aproximadamente 60 metros de largo y 20 de ancho, estaba surcando las riveras de un río a una velocidad cercana a los 5 kilómetros por hora.

La grabación que estaba registrando esta gran masa de hielo mostraba solo el ángulo desde dónde se acercaba; sin embargo, el sitio hacia dónde se dirigía era obviado.

Llegado el momento en el que la grabación muestra el lugar hacía dónde iba a chocar la “isla” de hielo ambulante, se puede predecir la escena que estaba a punto de suceder.

Uno de los ocupantes del restaurante flotante al unísono con quien estaba grabando se entera del choque que está a punto de producirse y se ve en el dilema de salir o quedarse dentro del lugar.

Al final decide quedarse, bajo el riesgo que el choque pueda ocasionarle a toda la tripulación. Lo que ocurre después lo puedes conocer en el vídeo que tenemos para ti en la parte superior de esta página.

videoPlayerId=e3ecb0448

Ad will display in 10 seconds

Share
Categorías: Mundo

Video Destacados

Ad will display in 10 seconds