Un padre en Eslovenia tuvo que ofrecer un adiós lloroso a su preciada hija en 2016, después de que ella fuese hospitalizada, sosteniendo lesiones mortales infligidas por su madre y el novio de su madre.

Senad Kardasevic besó a su hija de dos años como despedida mientras ella yacía agonizante en una cama de hospital después de que su ex esposa y su novio enviaron a la niña al hospital con lesiones fatales. Su hija, Arina, falleció dos días después.

©Facebook | Senad Kardasevic

La madre de Arina, Sanda Alibabic, y el novio de su madre, Mirzan Jakupi, fueron arrestados por la policía, después de que los médicos sospecharan que habían agredido a Arina a la muerte en la casa donde vivía la joven.

Kardaevic iba a visitar a Arina cuando recibió una llamada telefónica de un médico, informándole que Arina estaba en la unidad de cuidados intensivos del hospital. Alibabic, sin embargo, había llamado a una ambulancia y le había dicho a los paramédicos que su hija se golpeo con un radiador, lo que resultó en una cara muy hinchada, huesos rotos y un cuerpo magullado.

©Facebook | Senad Kardasevic

Cuando el incidente fue transmitido, la gente se sorprendió con una foto que mostraba a Kardasevic llorando junto a la cama de Arina mientras ella yacía en la cama, enredada en cables.

©Facebook | Senad Kardasevic

Según Liftable, Kardaevic fue a Facebook, pidiendo más conciencia del abuso de niños, pues él había notado previamente moratones en su hija después de que ella se moviera adentro con Alibabic y Jakupi. Él lo reportó a los servicios locales de protección infantil en el momento, pero sin evidencia de abuso, el caso fue abandonado.

Share
Categorías: Uncategorized

Video Destacados

Ad will display in 10 seconds