Cuando muchos de nosotros vamos a la playa, nuestro primer instinto es nadar en las olas del océano. En este video, podemos ser testigos de la alegría de un ciervo que tampoco puede resistirse a jugar en el agua.

Es muy común ver vida salvaje en la playa… ¿pero un ciervo? Aparentemente, una de estas criaturas del bosque salió de su hábitat natural, y de alguna manera se metió en una playa pública. Afortunadamente para nosotros, alguien estuvo allí para capturar su experiencia divertida en el mar.

Al principio, lo vemos parado en la arena mirando las olas. Al igual que cualquier niño, en cuanto el agua se acerca, el ciervo lo esquiva. Salta sobre la arena, pareciendo un “pez fuera del agua”.

Al principio, parece como si el ciervo estuviera confundido por las olas, y quizás un poco asustado. Sin embargo, en un abrir y cerrar de ojos ¡comienza a disfrutarlo!

El ciervo juega con el movimiento de las olas mientras corre por el agua. Es ciertamente una experiencia que siempre recordará… Después de todo, ¡nadie olvida nunca la primera vez que ve el mar!

Fuente: YouTube.

 

Share
Categorías: Uncategorized

Video Destacados

Ad will display in 10 seconds