En 2014, un valiente gato superó su temor natural al agua y se abrió camino a través de un caudal de agua por un pequeño puente improvisado, yendo por los bordes más altos para no mojar sus patas.

El gato cuidadosamente cruza un pequeño sendero, ¡solo para mantener sus patas secas! Debe odiar el agua.

videoPlayerId=8c3d61e0b

Ad will display in 09 seconds

Fuente: via Animal Cognition.

Share
Categorías: Animales

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds